Con tan sólo 26 años, Valeska Zambra es una de las científicas jóvenes de nuestro país más destacadas. Fue elegida en 2019 como la Joven Chilena del Año por la Fundación Natida por su proyecto Jana, entre otras cosas.

Oriunda de La Serena, la física titulada de la Universidad de Chile pasa ahora la pandemia en Austria. Allí llegó en septiembre de este año para realizar un doctorado en el Instituto de Ciencias y Tecnología de aquel país.

Proyecto “Jana”

Uno de sus proyectos más reconocidos ha sido el proyecto “Jana” (Esfera Celeste en aymará), el cual permite encontrar exoplanetas (planetas que orbitan una estrella distinta al Sol) visibles desde Copiapó, el que comenzó cuando tenía sólo 16 años.

Fue a esa edad, en tercero medio, cuando la joven que residía entonces en Copiapó comenzó a investigar sobre el tema. “Empecé a investigar, toqué puertas, le pregunté a la astrónoma Nidia Morell del Observatorio Las Campanas si me podía explicar las fórmulas que no entendía”, dijo la joven.

Valeska Zambra

Finalmente, presentó su trabajo en el Congreso Nacional de Astronomía en Antofagasta, quedando seleccionado para representar al país en la Conferencia de Ciencia Escolar Internacional, que se realizó en Paraguay. Allí, el proyecto quedó segundo, y luego se transformó en un software educativo con el auspicio de la empresa minera Atacama Kozan.

Pasión por la ciencia

La joven contó que desde chica creció entre laboratorios, al acompañar a su madre, quien estudiaba física en la universidad. Fue ella quien le inculcó la curiosidad e interés por la naturaleza. 

Valeska Zambra en el colegio

Cuenta que su ídolo siempre fue Marie Curie, cuya tumba fue lo primero que visitó cuando viajó luego a Francia. Además, la joven indica que un momento decisivo en su vida fue una visita al desierto de Atacama en una Academia de Ciencias que hacía cuando niña.

“Nuestra primera actividad fue ir al desierto de Atacama al Cerro Venado Norte a observar las estrellas. Me acuerdo que me maraville observando el cielo, sentir que casi podía tocar las estrellas. Me impactó demasiado y me dije ‘quiero ser científica’”, señaló.

Fotografía reconocida por la Royal Society 

Cuando se encontraba realizando su magíster, entre 2018 y 2020, la joven mostró a un compañero una imagen microscópica de cristales líquidos. “Los cristales líquidos son un estado de la materia en el cual las moléculas tienen propiedades tanto de sólido como de líquido”, explica.

“Encontré que se formaban estructuras muy lindas y colores artísticos. Y un compañero me preguntó por qué no la postulaba a la Royal Society de Londres”, contó.

Su imagen fue finalmente nombrada en la mención honrosa del concurso, en 2018, y hasta se convirtió en portada de un álbum del grupo de rock psicodélico “Paisaje sónico”.

Portada de Paisaje Sónico

Pero esto no fue todo, porque la revista británica Scientific Reports la publicó este mismo lunes 9 de noviembre.

Mujeres en la ciencia

La joven habló sobre las brechas de género en la ciencia. “Cuando tenía 12 o 13 años, éramos muy pocas mujeres, mucho menos que ahora. Había muy poca visibilización de mujeres en ciencia”, señaló.

“Tenemos que erradicar la educación sexista. Eso va más allá de las familias, es también tarea del colegio”, agregó.

Además, reflexiona sobre que no basta con nombrar a las mujeres científicas históricamente conocidas, sino difundir a las actuales mujeres que hacen investigaciones.

“Es importante visibilizar a las mujeres que ahora están haciendo ciencia. Para que las niñas digan ‘yo también puedo’ y puedan tener referencias del presente”, expresó.

Sobre sus planes a futuro, desde continuar sus estudios e investigaciones y seguir manteniendo la divulgación científica, mostrando la ciencia como algo cercano a los niños.

Valeska Zambra enseñando a niños

 “Como yo tuve la suerte de una profesora que me motivara con la ciencia, yo también quiero darle esta oportunidad a los niños. El conocimiento tiene que ser democrático, tiene que ser compartido, no sirve investigar y que el conocimiento quede en uno”, afirmó.